BOLSA DE AGUA CALIENTE

18,00 IVA incluido

PROPIEDADES E INDICACIONES 

Cuando aplicamos sobre la piel por ejemplo una bolsa de agua caliente en aquella zona donde  haya dolor, conseguimos que se activen los distintos receptores del calor que se encuentran  localizados en esa zona. ¿El resultado? Estos receptores bloquean el efecto de los mensajeros  químicos que están haciendo que el organismo precisamente detecte dicho dolor. – Alivia los cólicos menstruales. 

– Calma la tensión en la espalda. 

– Relaja los músculos. 

– Atenuar el dolor en el abdomen y favorecer la digestión. 

– Alivia estados gripales, escalofríos y dolores. – Alivia el dolor de la artritis. – El calor brinda una sensación de seguridad y cal- ma cuando estamos enfermos o alterados. Con una temperatura más tirando a tibia que a muy caliente, logramos dilatar los vasos sanguíneos y promover el flujo de la sangre, permitiéndonos expandir los músculos doloridos y  relajarlo. 

MODO DE EMPLEO 

Sacar la funda de la botella de agua caliente y llenar con agua hirviendo, con mucho cuidado para  evitar quemaduras. Llenarla pero dejando un poquito que respire la botella. Poner bien el tapón para evitar pérdidas y enroscar fuerte. 

Poner la funda y colocar en el abdomen, hígado o lugar donde sintamos dolor. Repetir cada día el  proceso vaciando y llenando de nuevo una vez se haya enfriado. 

Abrir chat
¡Hola!
¿En qué podemos ayudarte?